lunes, septiembre 25, 2017

Ese Gran Final... √Letter




Ahora entiendo por qué en España no han comercializado la versión normal del juego, sino sólo la especial, que tiene una portada distinta y mucho más sosa. Esta portada tiene un pedazo de spoiler de caerse para atrás. No sé como se han atrevido a ponerla tal y como está.

Bueno, llevo cuatro finales, y tres de ellos me los he visto en un día (el juego te permite saltarte los capítulos enteros en cuanto contestas la carta). Realmente, parece que no hay True Ending como quien dice, sino que cada uno se complementa con los demás, pero creo que hay un par de pistas que indican a pensar que este último final es el auténtico, o al menos el más auténtico.

La primera pista es que tienes que seleccionar la última respuesta en cada carta para sacar este ending. Y bueno, si es la última, por algo será. Y luego, además, hay un trofeo de oro por sacarte todos los finales menos este, que se llama The Truth Revealed? así, con la interrogación, como diciendo que los cuatro primeros no cuentan tanto, y luego otro por sacarte todos los finales que se llama Finding the Truth! así que digo yo que lo que sea que me cuenten aquí será lo importante, porque vamos, todavía ni he visto a la chica, ni he visto la cara de Max, ni nada, y se empiezan a acabar las opciones...

Así que vamos allá. Al comenzar el capítulo 9, Max coge una carta de Aya, en la que ella le cuenta que está fatal, que ha pasado algo horrible, que quiere volver atrás, pero como no, ¡sin contar lo que ha ocurrido! El chico, lógicamente, se preocupa y pide detalles.


Tras contestar la carta, recibe un paquete. Ha encargado la revista en la que sale la persona que estuvo intercambiando cartas con él, y como no sabía el mes exacto de la revista, ha pedido todas. Pero las que le llegan no tienen la información que busca, y falta una, la de Noviembre, así que le toca ir a patearse todos los Book Off para ver si la encuentra de segunda mano.

Para poneros un poco en perspectiva, hay parte del final que se comparte con las otras rutas, pero que no sucede exactamente igual, aunque el objetivo sea el mismo. Esta misma revista, ha salido en otras rutas, pero no siempre se consigue de la misma forma. De hecho, una de las veces te llega en el paquete con las demás. Así que, aunque podría esperar a que esta ruta se desvinculase del todo del resto, aun en la parte compartida, habrá cosas que cambien, así que prefiero hacerlo bien.

Max se recorre varias tiendas de libros de segunda mano sin éxito, por lo que se decide a ir a comer. En el restaurante, por fin logra terminar la cartilla de sellos y reclamar su premio, pero en lugar de ser un objeto físico, el cocinero le premia contándole una historia. Una historia de una chica que se sentaba en su misma mesa hace 15 años, y comía mientras leía unas cartas.


Según se acercaba el final del curso escolar, ella empezó a ir menos al restaurante, hasta que finalmente, fue admitida en una universidad de Kyoto, y en su última visita, encomendó al cocinero la misión de ser amable si una persona de Tokyo aparecía preguntando por ella. Es por este motivo por el que el cocinero nos ha estado haciendo el 50% de descuento durante nuestra estancia.

Lógicamente, Max corre a preguntar donde se encuentra ahora esa chica, pero el cocinero se sincera diciendo que si lo supiera, hace tiempo que se lo habría dicho. Aunque se va con las manos vacías, la información le da fuerzas para seguir buscando.

Tras una segunda batida por la zona, Max encuentra una nueva tienda, ¡dando con la revista finalmente! Ahora vienen dos problemas, el precio, 10 millones de yens, y que la tienda está dirigida por el viejo que nos encontramos cada noche en los baños públicos.


Curiosamente, el viejo acepta intercambiar la revista, ¡por una toalla de Shimanekko! Que es la mascota de la ciudad. La verdad, otras veces ha sido más difícil. Pero hay algo nuevo. El viejo confiesa que tiene cariño a la revista porque su nieta sale en ella.


Max regresa a la posada, donde echa un vistazo tranquilamente a la revista. Allí, encuentra la foto de una chica y confirma sus temores. La persona que ha estado escribiéndole cartas no es Aya Fumino, sino alguien haciéndose pasar por ella.


Esto tiene un trasfondo mucho más profundo de lo que parece. Es un mensaje que intenta darnos el juego acerca de estas relaciones absurdas que hay ahora por Intenet, en las que tienes un gran aprecio a personas que no has visto en tu vida y ni siquiera sabes si existen realmente. A veces, ¡hasta puedes llegar a enamorarte de alguna de esas personas! Y defiendes tus sentimientos a muerte, claro está. Reconozco que a mí también me ocurrió en su momento, pero tengo la misma excusa que Max. Fue hace 15 años jaja

Ahora que tiene pruebas, Max ya se siente con poder suficiente como para ir al punto de reunión con los compañeros de clase de Shiori. ¡Y suena la música del Exorcista! En serio, es una copia descarada. Comprobadlo vosotros mismos.

video

Al llegar al lago, donde ha quedado con todos, pasa algo nuevo, ¡comienza la investigación! ¡Max contra los siete compañeros a la vez! En los otros cuatro finales, te lo cuentan sin más, pero aquí no, aquí tenemos batalla final. Ya sabía yo que esto iba a ser el True Ending.


Bueno, esto básicamente es igual que en Phoenix Wright. Tienes que ir presentándoles pruebas y preguntando cosas para que te digan la verdad. Si la cagas se rompe un sobrecito de esos y si los pierdes todos se largan y es game over. 

Empezamos mostrando la revista. Bitch confirma el nombre de la persona que sale en las fotos. Shiori Yoshioka. Algo que ya sabíamos de otros finales, pero que en esta ruta todavía no se había desvelado.


Ahora veremos como se solapan o se desmienten unos finales u otros, pues los motivos del incendio de la casa cambian cada vez, y en cada final nos han dado algún dato clave como que Shiori y Aya son hermanas, pero tuvieron que dar a Shiori en adopción porque Aya estaba loca y quería matarla.

Los compañeros comienzan la explicación. Hace 15 años hicieron un viaje a Izumo, pero curiosamente, en el viaje no pasa nada, aunque te cuentan lo que hicieron igual, en un intento de consolidar los que ocurre en el resto de finales en uno sólo. Es a la vuelta del viaje, cuando están caminando hacia su casa, cuando empieza a llover, y se ven en la obligación de refugiarse de la lluvia en la casa de la familia Fumino, donde descubren una foto de Aya.


La conversación fluye con normalidad. Los compañeros y la familia Fumino se conocen un poco, y llegado un punto, la madre de Aya confunde a Shiori con su difunta hija. Shiori le sigue la corriente, justificándose en que su abuela tenía un problema mental parecido y el doctor le recomendó no contradecirla, así que actúa ahora de la misma manera. Su compromiso llega a tal punto, que cuando deja de llover y todos se disponen a irse, la madre de Aya detiene a Shiori. Al fin y al cabo, está en su casa, ella no tiene que marcharse, y Shiori le sigue la corriente otra vez y se queda.


A partir de ese momento, el padre de Aya le pide a Shiori que se pase de vez en cuando para fingir ser Aya, pues hacía mucho tiempo que no veía a su esposa tan contenta. Además, estaba enferma y a punto de morir, por lo que no sería mucho tiempo y así moriría feliz.

La madre de Aya encuentra el anuncio de Max en el periódico, y le pide a Shiori que lo haga. Al principio estaba escéptica, pero tras recibir la primera carta, empezó a esperar con ganas las siguientes.


Me han contado varias veces como sucedió lo de las cartas, pero todavía no me queda del todo claro con qué propósito se hizo. Espero que esta vez se dignen.

A partir de ese momento, Shiori comenzó a cambiar. La pusieron a estudiar en la habitación de Aya, ¡usando sus apuntes de cuando estaba viva! Y están tan bien hechos, que Shiori comienza a mejorar sus resultados académicos gracias a Aya. Este hecho provoca lejos a Four-Eyes, que termina acusándola de hacer trampas en los exámenes por superarle.

Desde ese momento, Shiori comenzó a cambiar en otros aspectos, volviéndose cada vez más parecida a Aya. Sus compañeros comenzaron a tratarla de otra forma, pero no explican el motivo, así que entramos en Max Mode para enfrentarnos a todos ellos a la vez.


El Max Mode es una forma extraña de interrogar en la que hay una barra que mide, digamos la furia de Max y cuanto más alta sea la respuesta (cambia cada vez que pasas de trozo) más ofensiva es. En este caso era la segunda, que digamos se podría decir que es moderada.

Por fin se dignan a contarnos la verdad. Todos son invitados al cumpleaños de la madre de Aya, donde Shiori se presenta vestida con la misma ropa que Aya en la foto, y hasta con su mismo peinado. Sus compañeros se asustan al verla, e incluso Snappy llega a llamarla monstruo.


Después de eso, sus amigos se fueron distanciando uno a uno. El siguiente fue Fatty, que la dejo sola por la noche, porque le daba vergüenza que les vieran juntos.


El siguiente fue Shorty, que entró a Shiori, pero se pasó de la raya, robándole un beso por la fuerza. Para más inri, Bitch les vio. Ella estaba enamorada de Shorty, así que se puso celosa.


Monkey tampoco podía faltar. Cuando todos ellos hicieron las pruebas de acceso a la universidad, sólo a Shiori le dieron plaza en la universidad que ella quería. Así que él la preguntó cómo podía estar contenta cuando todos los demás habían fracasado. Por ese mismo motivo, ni Bestie ni Four-Eyes la felicitaron.


De pronto, todos empiezan a echarse mierda unos a otros, intentado justificarse a sí mismos alegando cual de los demás había sido más cabrón con ella. Max termina pidiéndoles que paren porque son todos igual de malas personas, así que se vuelven contra él. Es entonces cuando saca la carta que hemos visto al principio, en la que ella pedía ayuda, pero Max no se dio cuenta. Era por lo que estaba pasándole con sus amigos.

Shiori pensó que la culpa de lo que estaba ocurriendo la tenía Aya Fumino, así que decide fingir un suicidio. Más que fingirlo, yo diría que es un rito ceremonial. Ella simula que se suicida, dando a entender que está matando a Aya Fumino, haciéndola desaparecer, para así recuperar a sus amigos.


A pesar de eso, sus amigos no dejaron de sentirse mal. Habían empujado a su compañera al suicidio, que fue tuvieron la suerte de que fue una farsa, pero que pudo haber sido real si las circunstancias hubiesen sido ligeramente distintas. Es por eso que ninguno de ellos quería hablar del tema cuando Max les preguntaba.

Aclarado todo, pregunta donde está ella ahora. Como ya hemos comentado antes, le dieron plaza en la universidad que quería, que se encontraba en Kyoto, por lo que se mudó allí. Ninguno de sus compañeros ha vuelto a tener contacto con ella. Es entonces cuando Max se da cuenta de que lo único que ha conseguido con su investigación es que todos sus compañeros se sientan peor todavía al restregarles su pasado 15 años después. Investigación completa.


Max regresa a la posada. A la mañana siguiente, se dispone a leer la última carta, cuando Monkey entra de pronto y nos cuenta que Four-Eyes se quiere suicidar. La lectura queda en suspenso por el momento, y ambos salen en la búsqueda de Four-Eyes.


Algo huele mal. Parece que Four-Eyes, antes de suicidarse, quiere hacer un tour por la ciudad, y va mandando señales de por donde pasa. En los restaurantes, Max y Monkey son obligados a comer para que les den la siguiente pista de donde está Four-Eyes, y además sus cuentas ya están pagadas de antemano. Una preparación demasiado cuidadosa para ese tonto. Seguro que todo esto es un timo y hay algo más grande detrás.

Al cabo de un rato, terminan reuniéndose con el resto de compañeros, y todos juntos prosiguen la búsqueda. Terminan en el faro de Izumo, donde hicieron el viaje hace 15 años. Allí, encuentran a Four-Eyes amenazando con suicidarse alegando que su vida es una mierda porque no ha conseguido lo que quería y bla bla bla... Los demás no tardan en decirle que ellos tampoco están donde imaginaban hace 15 años, pero que no se van a suicidar por ello. Para rematar, Max saca la carta que íbamos a leer al levantarnos, donde Shiori explica que Four-Eyes fue a disculparse con ella y le devolvió las ganas de vivir.


Gracias a que se disculpó, Shiori superó las ganas de suicidarse, por lo que aunque cometemos errores y herimos a las personas, hay veces que también las salvamos, por eso debe seguir viviendo.


Con esto, parece que ya está todo aclarado. O no. Falta que nos expliquen el incendio (y ver a Shiori, y la cara de Max, pero bueno poco a poco...)


Tras algo de insistencia, se dignan a hablar. Durante la fiesta de cumpleaños de la madre de Aya, Shiori comenta que el padre de Aya le ha dicho que no es necesario que venga más, que ya cuida él de su mujer. Todos celebran que Shiori vaya a volver a ser ella misma a partir de entonces.


Al terminar la fiesta, todos vuelven a casa, y es cuando se produce el incendio. Los padres de Aya salen de la casa a tiempo, pero la madre cree que Aya está todavía dentro, así que entra en la casa para rescatarla, perdiendo la vida.

Ante este hecho, los compañeros echan a Chiori la culpa por haber estado fingiendo ser Aya. De lo contrario, la pobre mujer se habría salvado.


Ahora sí que parece todo aclarado, pero Max sigue sin estar satisfecho. (Ahí, ahí!! Que siga!!). Continúa haciendo preguntas a todos en espera de encontrar algo. Consigue que cada uno confiese un pequeño secretillo sin importancia relacionado con Shiori, mayormente alguna ayuda o consejo que recibió de ella.

Al final, a todos les entran ganas de verla, pero no saben donde está, así que deciden ir a ver al padre de Aya, que es el único que puede saberlo. De camino, vemos la respuesta de Max a la última carta.


Lamentablemente, el padre de Aya no tiene información de contacto con Shiori, pero puede decirles donde está, ¡justo detrás!


¡Sí! ¡Finalmente Shiori se muestra! Pues es una enfermera que trabaja en la residencia. Max se queda anonadado al ver por fin a su amiga imaginaria, e imagino que las pintas con el uniforme de enfermera no son lo mejor para un primer encuentro...


Uno a uno, todos los compañeros van saludándola, y Max tiene una visión de ellos, todos reunidos, como si fueran jóvenes otra vez, con un futuro radiante esperándolos.


Finalmente, Shiori se acerca a Max. No le pregunta quien es, ya lo sabe. Se disculpa por haber fingido ser alguien que no es, pero reconoce que sus cartas la ayudaron mucho y siempre ha querido conocerle. De pronto se pone a llover, y ella declara que se ha producido el enishizuku.


Es una leyenda de la ciudad. Al parecer en Mtsue llueve mucho, y tienen que inventarse historias  de romance y fantasía sobre la lluvia para no deprimirse como los ingleses. Personalmente, lo prefiero jaja. Shiori termina diciendo las palabras más adecuadas a Max: Encantada de conocerte. Créditos.

Al final de los créditos, vemos dos imágenes. Una con los personajes actualmente, pero sin Shiori, y otra de jóvenes, con ella, dando a entender que era ella quien les unía a todos.



Escena final. Se descubre el método que usó Shiori para colar la carta sin sello en casa de Max. Y no, no se coló por la noche a escondidas ni mando a alguien que lo hiciera. Más sencillo. Mandó la carta dentro de otra carta a nombre de los padres de Max con instrucciones de que lo hicieran, pero, ¡ojo! Sólo si seguía soltero jaja


Sinceramente, no me importaría que me tendieran una trampa así, las cosas como son jaja Max nos cuenta que se ha mudado a Matsue, montando su propia oficina allí. Shiori aparece ayudándole con la mudanza, y tras eso nos muestran una invitación de boda. Fin.


Muy mal. Es escena última escena sobraba completamente. Sienta muy mal precedente en estos tiempos tan digitales. Además, tampoco le hemos visto la cara a Max, ni había un motivo real por el que comenzó la correspondencia de cartas. Eso de que la madre de Aya vio el anuncio y como se aburría le pidió a Shiori que contestara ha quedado un poco pobre. Por otro lado, me gustaría saber quien ha dirigido este juego. No la compañía, las personas involucradas. Tengo que revisar bien los créditos porque seguro que el director o el productor son de Matsue y pensaron ¡voy a poner mi puto pueblo en el mapa! Que como está lloviendo todos los días no vienen casi turistas! Y así nació este juego. Fijo. Demasiada casualidad eso de que el prota vaya con una guía de viajes de la ciudad todo el rato y pisemos todos los museos, incluido el de Lafcadio Hearn. ¡Se os ha viso el plumero, desarrolladores! Pero bueno, por lo demás, ha estado bien, y lo más importante, había True Ending, no me equivocaba, que podría haber hecho un ridículo mayúsculo con esto de hacer la entrada al mismo tiempo que me paso el juego.

Valoración Global del Final
Perfecto
Casi Perfecto
Muy Bueno
Bastante Bueno
Bueno
Aceptable
Malo
Bastante Malo
Muy Malo
Un Desastre

2 comentarios:

  1. Ví que hiciste una pregunta del Ever17 en Twitter, y dado que no tengo cuenta ahí te la respondo acá: ¿Por cual ruta empezar? Lo recomendable es que dependiendo del personaje (Kid o Takeshi) que seas hagas la que sea menos importante primero y luego la más densa. Con Kid primero haz la de You y luego Sara, y con Takeshi primero haz la de Sora y luego Tsugumi, es recomendable hacerlas en ese orden o sino vas a sentir que las rutas menos desveladoras son una mierda, de hecho, te recomiendo primero hacer las de Kid si puedes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah, que llevas varios personajes? Que interesante xD Tomo nota!

      Eliminar